Investigación sobre el uso de dispositivos de telecomunicaciones entre los discapacitados auditivos

La Universidad de Queensland (UQ) School of Health and Rehabilitation Sciences está llevando a cabo un estudio para evaluar el uso actual de los dispositivos de telecomunicaciones y la forma en que la tecnología puede ayudar a las personas con discapacidad auditiva.

 

Carly Dr. Meyer lidera el estudio, realizado en colaboración con HEARing Cooperative Research Centre de la Universidad de Melbourne, y su equipo se encuentra actualmente buscando voluntarios con pérdida auditiva o personas que tengan algún familiar o amigo adulto con pérdida de audición. “Estamos tratando de averiguar cómo los adultos con pérdida auditiva utilizan actualmente las telecomunicaciones para apoyar su salud en general y si existen vías para mejorar eso”, explica Meyer.

Ella dice que el estudio analizará todos los aspectos de la e-salud y cómo las tecnologías como los móviles, el correo electrónico, internet, las aplicaciones y las videoconferencias están siendo utilizadas y se pueden utilizar para ayudar a los afectados. “La posibilidad de utilizar la tecnología moderna puede ser desalentador para algunos, pero el Internet, los teléfonos móviles y las tablets tienen el potencial de proporcionar asistencia sanitaria individualizada”, dijo Meyer a UQ Noticias.

El estudio incluirá una encuesta sobre las experiencias que tiene la gente con las tecnologías de telecomunicaciones en la asistencia sanitaria y se solicitará a los participantes la aportación de ideas y comentarios acerca de las áreas en las que ven mejoras posibles.

Hasta el momento, la investigación llevada a cabo por Meyer y sus colegas ha descubierto que existen lagunas en las prácticas actuales que podrían tratarse usando tecnologías modernas, con el objetivo final de reducir el impacto de la pérdida auditiva de los afectados y las personas de su entorno.

 

Fuente: Audiology Worldnews